sábado, 25 de noviembre de 2017

Resetear y empezar



Dicen que a los siete años las células del cuerpo se han renovado totalmente.
Físicamente, entonces, seríamos distintos.

Las vivencias acontecidas durante esos años también nos habrían hecho
cambiar. Somos iguales pero diferentes.

En marzo de este año mi blog cumplió seis años y seguramente durante ese
tiempo mi cuerpo y mi concepción vital fueron cambiando gradualmente, de
modo que un día me levanté con la convicción de que muchas de las cosas
que habían llenado mi vida durante ese periodo ya no me hacían sentir bien,
al menos no de la misma manera.

Entre ellas el blog o, mejor dicho, las obligaciones que me había autoimpuesto
hacia el mismo: postear regularmente, estar continuamente pendiente de las
redes sociales, intentar corresponder a comentarios y visitas...

La cuestión venía coleando desde hacía tiempo pero, de alguna manera, me
daba pena y/o miedo plantearme ciertos cambios, no sólo en cuanto al blog
sino en mi vida en general.


Imagino que la muerte de mi padre supuso también un punto de inflexión que
me hizo replantearme muchísimas cosas...

Realmente necesitaba parar totalmente, hacer algunos ajustes y muchos
cambios, reaprender a vivir y empezar a dar prioridad a lo más importante,
a mí misma.

Siempre había antepuesto lo correcto, lo que supuestamente está bien, a los
demás, lo establecido y me tenía bastante abandonada. Intuía que me agotaría
antes o después, que me quedaría sin energías para mí y para los demás.

Y eso es lo que he estado haciendo durante este tiempo, recargando energía.
Aprendiendo a llenar mi batería vital para poder responder a mis necesidades
y atender las de los demás cuando fuese realmente importante.

Reajustando mi concepción de bondad, solidaridad, efectividad, prioridad, resistencia...


He aprendido a dejarme llevar, intentar que todo surja de una manera natural,
sin forzarme, regalándome ese tiempo que pocas veces en mi vida me había
permitido. 

Ahora las únicas "imposiciones" que sigo son meditación, terapia y
auténtica vida lenta, porque las necesito, porque me hacen sentir bien y
ser mejor persona conmigo misma y con los demás (en este orden)


Y aunque nunca he sido demasiado crédula de lo esotérico, me he vuelto más
abierta a cualquier técnica, rutina o creencia que me haga sentir bien.

Por ejemplo, siempre he dudado que piedras y cristales puedan sanar,
emitir una energía tal que nos afecte positivamente. Sin embargo ahora
me he hecho con algunas, simplemente porque son bellas, fresquitas y
de tacto agradable.

Salvo el cuarzo rosa, desconozco el nombre y las supuestas propiedades
de las otras piedras, pero tocarlas me relaja y disfruto observando sus
transparencias, colores y reflejos.


Durante este parón virtual he recibido muchísimos mensajes
(¡¡¡GRACIAS DE CORAZÓN!!!) en comentarios, por mail, en instagram...
preguntando por mi ausencia y animándome a volver. Cada uno de ellos
ha sido un chute de motivación, lo que unido al gusanillo creativo, me ha
hecho dar por finalizado este periodo de descanso y desconexión.

No sé dónde leí, "si no estoy creando activamente algo, entonces 

probablemente estoy destruyendo algo". No puedo estar más de acuerdo: 

las personas creativas necesitamos de ello para sentirnos completos y plenos.


Así pues estoy de vuelta, ¡os echaba tanto de menos!!!!


46 comentarios:

  1. A veces hay que parar para tomar impulso. Me alegra tu vuelta.

    ResponderEliminar
  2. Me alegro mucho de tu vuelta, ya te echaba de menos y me alegra que haya sido el motivo que nos explicas, la causa de tu desaparición.
    ¡Bienvenida!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un placer, Tracy, gracias por tu comentario <3

      Eliminar
  3. Tomando impulso. Me alegro mucho de verte por aqui

    ResponderEliminar
  4. Me alegra saber que se ha terminado tú ausencia voluntaria, que vuelves renovada y llena de energía.

    Siempre es una suerte contar con tú experiencia, tú creatividad y tus maravillosas imágenes.

    Me alegro de tú vuelta Piola y de la serenidad que transmiten tus palabras.

    BESOS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo sí que tengo suerte de contar con amigas blogueras tan encantadoras como tú, MJ
      <3

      Eliminar
  5. ¡Cómo me alegro de leerte!
    Tus palabras me transmiten mucha paz y sereneidad así que sin duda este periodo de desconexión te ha sentado divinamente.
    Estoy deseando volver a disfrutar de tus posts cargados de creatividad e ilustrados por tus maravillosas fotos.
    Mil besos, Piola.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias, Isabel, siempre es un placer recibir tus comentarios <3

      Eliminar
  6. ¡Qué bueno tu regreso! Ya no solamente por el blog, sino porque seguro que va de la mano de un cambio y renovación personal. A ver si nos vemos. Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto, Elena, ha sido un cambio importante en lo personal, una etapa de crecimiento en la que quiero seguir avanzando.
      Síiiiiii, tenemos que quedar, estoy deseando compartir contigo una de esas salidas tan enriquecedoras <3

      Eliminar
  7. Bienvenida Piola, qué alegría volver a leerte. Estoy segura que nos sorprenderás! besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Sagra!
      Tus comentarios siempre me motivan <3

      Eliminar
  8. ¡Ole! No sabes lo que nos alegra que ese periodo de reflexión te haya vuelto a traer aquí, Piola. Es reconfortante dejarse envolver de nuevo por el ritmo pausado de tus palabras y la magia de tus imágenes...¡Lo echábamos de menos!

    Un beso grande de las dos

    J&Y

    ResponderEliminar
  9. Me he emocionado al leer tus palabras, me alegro de aquí a la luna de que has vuelto a encontrar el equilibrio en tu vida para estar mejor y disfrutar de la esencia de las cosas y de la vida misma. Sinceramente creo que siempre has dado lo mejor de ti misma en este lugar de encuentro pero entiendo perfectamente tus inquietudes. Ante todo hay que cuidar de una misma para estar bien con los demás. Llega un momento en que los compromisos nos agobian y dejamos de disfrutar de lo que hacemos. El "tener que..", esa obligación nos estrangula. Tómate tu tiempo, prioriza, selecciona, y actúa sin agobios. Despacito…. mira que he llegado a odiar esa canción de tanto escucharla pero esa palabra tiene mucha sabiduría aplicada a otras esferas de nuestro ser y estar. Hay un refrán en italiano que dice: chi va piano, va sano y va lontano. Buona domenica. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, María, yo también le tengo manía a esa canción pero más de una vez, cuando siento que me acelero, me viene a la cabeza y hasta la tarareo (sólo el estribillo porque el resto no me lo sé)
      Gracias por tu comentario y por ese refrán del que me sonaba sólo lo de "piano, piano...". Leyéndolo así, completo y auténtico, adquiere mucho más valor. Buen domingo también para ti y un beso grande

      Eliminar
  10. Oh Piola, qué bueno leerte de nuevo. Qué bien que te sientas así, más aliviada y con mejor energía. Sí que te hemos echado de menos. Bienvenida de nuevo,bonita.

    ResponderEliminar
  11. Respuestas
    1. Viniendo de ti, Teresa, que siempre me atrapas con tu sabiduría y tus palabras es un gran cumplido.
      Besos grandes

      Eliminar
  12. ¡Qué bien Piola! Me alegro de que te encuentres mejor, tras los duros momentos del curso pasado. Te hemos echado mucho de menos! Qué alegría cuando he pasado por aquí y me he encontrado el post!
    Muchos besos, Beatriz Fernández

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Beatriz, qué alegría para mí leerte!!!!!
      Besazos <3

      Eliminar
  13. Es una alegría saber que estás de vuelta, Piola....pero lo que más ilusión me hace es que este periodo te haya hecho comprender tantas cosas. No sabes cuánto identificada me siento. Yo me encuentro un poco en ese momento en que estoy a punto de tirar la toalla. Siento que es demasiada exigencia. Ya veremos.......Bienvenida, amiga. Estoy feliz de que te encuentres bien.
    Muchos besos.
    María

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Entonces, María, a priorizar, no conseguimos nada con ser tan autoexigentes.
      ¡Cuídate!!!!! <3

      Eliminar
  14. Cuánto me alegro Piola, es importante tomarse las cosas con calma y sobretodo encontrarse bien por dentro, así que esperando ver de nuevo tus fotos y todas las cosas bonitas que siempre nos traes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Sara, viniendo de ti es un gran halago ;-) <3

      Eliminar
  15. Welcome back y si las piedras te hacen sentir bien, úsalas. Nos ponemos tantas etiquetas, expectativas, obligaciones... que nos perdemos a nosotras mismas. A seguir viviendo y a seguir creando, que para el caso es lo mismo. Sitos

    ResponderEliminar
  16. AY ay ay que me hiciste sufrir con este post mi querida Piola!! Me lo pasé pensando...se va para siempre???? pero no, volviste y yo no puedo estar más contenta. Estoy segura que ahora podrás hacerlo a tu propio ritmo y sin imposiciones....es más, ni hace falta que me respondas mi mensaje porque el hecho de volver a leerte y ver tus fotos, para mi ya es respuesta suficiente. Los blogs no son lo mismo sin vos, asi que bienvenida Piola, estoy (estamos) felices de tenerte de vuelta!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cómo no voy a responderte; Marcela, si leerte me hace sentir mejor, más fuerte y segura.
      Eres de esas personas que siempre suma y es un privilegio tenerte como amiga.
      Besos grannnnnndes <3

      Eliminar
  17. Qué alegría Piola!!!Cómo te echaba de menos!!!! Veía que el blog se había parado y pensaba lo mismo de Marcela, si sería para siempre...pero mantenía la esperanza y entraba, y entraba, por si había algo...y aquí estás de nuevo!!! Te entiendo perfectamente, porque me he pasado la vida haciendo lo que se supone que debía; como tú dicen, lo correcto. Y una misma va pasando al vagón de cola sin darse cuenta...
    Disfruta, priorízate, tómate tu tiempo, sigue al corazón...y sólo cuando te apetezca de verdad, tengas ganas de ello y tu ritmo así te lo marque, regálanos un post. Sin compromiso ni "tengo que". Ten por seguro que te estaremos esperando, siempre. Gracias por volver!!!!

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre reconfortante y motivadora en tus palabras. Un placer recibir tus comentarios <3

      Eliminar
  18. No puedo estar más contenta de que estés de nuevo por aquí, como se te añoraba Piola! Pues te entiendo perfectamente, cuando ocurrió lo de mi padre también frene y me propuse postear menos, pero sobre todo escribiría de lo que me apeteciera sin mirar nada más.
    Es fenomenal que comiences a pensar en tu bienestar, es súper importante, el yoga es magnifico, es realmente terapéutico.
    Bienvenida preciosa, mil besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Justo es esa a la conclusión que he llegado, Verónica ;-)
      Gracias por tu calurosa bienvenida <3

      Eliminar
  19. No te puedes hacer idea de la alegría que me produce tu regreso, Piola. Imaginaba el porqué de tu ausencia por tus últimos posts antes del descanso, pero de alguna manera sabía que volverías.
    Tampoco puedes imaginarte cuánto me identifico con tus sentimientos, los que te han llevado a tomarte este tiempo para replantear tu visión y tu forma de vida.
    Yo no he dejado de publicar, es algo que me he impuesto hasta en los momentos más límite, porque he llegado a sentir que era mi única conexión con la realidad, o la única forma de sentir que sigo siendo un poco yo. No sé explicarlo de otra forma.
    Creo que si me tomase un tiempo, no volvería. No podría recomenzar, como has hecho tú.
    Me alegro, me alegro con todo mi corazón de que estés de vuelta.
    Un beso muy fuerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizás no sepas explicarlo pero te he entendido perfectamente porque es eso lo que me ha traído de vuelta: aquí en el blog puedo ser la que siempre me hubiera gustado ser, la que quizás soy siempre pero que las limitaciones que impone la vida cotidiana deja ecipsada y puede mostrarse y desarrollarse aquí.
      Gracias por estar!!! ❤️

      Eliminar
  20. Me alegra un montón tu vuelta, pero sobre todo me alegra que estés Tú bien. Te entiendo perfectamente, pq aunque yo no era tan constante con el blog, tuve que hacer un parón mental que a veces viene impuesto por cosas muy importantes externas, en mi caso la enfermedad de mi padre me vació de sentido, ganas y ánimo de hacer, crear, imaginar.... Ahora tras su muerte, vuelvo a recuperar las ganas y fuerza, aunque cueste. Así que te entiendo muy pero que muy bien, y de nuevo me alegro de corazón y bienvenida Piola!!! Un besazo enorme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siento lo de tu padre y te entiendo perfectamente pues hemos pasado una etapa muy parecida, Ana María.
      Yo me alegro igualmente que hayas retomado las ganas y las fuerzas, o al menos el deseo de ellas, tan necesarios para seguir y mejorar.
      Mis mejores deseos y un gran abrazo <3

      Eliminar
  21. Bueno, esto es cosa de los duendes... Estaba releyendo un antiguo post mío de 2014, y vi un comentario tuyo. Sentí el impulso de pinchar en tu usuario que me llevó hasta aquí. No sabía nada de tu parón, pero he leído de arriba a abajo tu escrito y solo quiero darte ánimos en tu "reseteo". Comparto 100% lo de que las personas creativas necesitamos eso, crear. Yo nunca me tomé mi blog como una obligación, pero sí como un pequeño rincón en el que plasmar en mi día a día las cosas que me hacen sentir bien, como una vía de escape a esa necesidad. Hay fases de estar en blanco, se sentir que no hay nada más que exprimir de nuestro interior, pero eso no hace más que fortalecernos. Un fuerte abrazo :))))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hubo conexión ;-)
      Gracias por tus buenos deseos y tus palabras <3

      Eliminar
  22. Que alegría me he llevado al volver a 'tenerte'por aquí.Te entiendo perfectamente y si por favor cuídate mucho.Un beso enorme.Mar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias, Mar, un beso enorme también para ti <3

      Eliminar

Cuéntanos...